31.10.12

COCHERAS

Vitoria cuenta con un nuevo espacio cultural, aunque sea sólo por unos meses: hasta finales de este año se están desarrollando numerosas actividades en las cocheras del Palacio Esquível.

La primera vez que oí hablar de este espacio en desuso fue por boca del colectivo que gestiona el programa de ocio nocturno Gauekoak: en junio pasado realizaron en el abandonado lugar una actividad llamada “Asalto”, contando con la presencia de diversos artistas urbanos. Después de este bautismo del lugar, la intención del colectivo era habilitar el peculiar espacio para que fuera sede de un festival de cultura amateur que sirviera de punta de lanza para el programa de ocio nocturno Gauekoak. Desgraciadamente, como muchas otras herramientas relacionadas con la cultura que van muriendo en esta ciudad, dicho festival se ha quedado sólo en proyecto. Pues moribundo “Gauekoak” –todavía no se ha anunciado públicamente su desaparición, pero ésta ya es un hecho-, todas sus actividades se esfuman con él. En cualquier caso, el pistoletazo de salida, la intervención que iba a iniciar dicho festival, finalmente se va a desarrollar entre hoy y mañana. Ésta se llama “Big bang”. Básicamente se trata de una actividad en la que varios artistas, graffiteros, arquitectos, músicos... se juntan para ocupar y dar vida a un espacio, transformándolo a través de diversas acciones. Una actividad dirigida hacia el gran público. Según declara la gente de Gauekoak: “Big bang es como una descarga de energía que surge a partir de un chispazo en unas cocheras abandonadas, en desuso. Hay miles de lugares con estas características olvidados en la ciudad, esperando su propio Big Bang. Esperando su nacimiento. Esperando ser rescatados para aglutinar toda esa energía dispersa”.

Al mismo tiempo, otra batería de actividades de carácter cultural, artístico y social se está desarrollando los fines de semana en las cocheras de Esquível bajo el nombre “BakeaSormea”. Se trata de un proyecto que se nutre de las ayudas y del espíritu de la Fundación 2012, un organismo que se ha dedicado a financiar durante este año actividades relacionadas con la paz. Partiendo de acciones internacionales que buscan la superación de conflictos a través de las artes, desde el 4 de octubre y durante doce semanas, BakeaSormena busca transformar y crear una base creativa que apoye la resolución de los conflictos sociales, culturales, bélicos, desde el arte. Y así, los jueves, viernes y sábados se desarrollarán cada una de las propuestas a través de puestas en escena, exposiciones o presentaciones de los diversos trabajos artísticos que están alimentando esta propuesta.

¿Qué sucederá con estas cocheras una vez estos proyectos hayan finalizado? No se sabe. Pero sería muy positivo que este nuevo espacio siguiera vivo, que los esfuerzos y los recursos utilizados hasta ahora para acondicionarlo no cayeran en saco roto y que el espacio tuviera una larga vida quizá cediéndoselo a diversos colectivos de la ciudad.